Corrupción impera en el programa Sonora Si

Javier Castelo, presunto culpable

Por: Gaspar Navarro Ruiz / [email protected] tomado de termómetro en linea.

Al igual que en la película “Presunto culpable” donde se exhiben los vicios, corruptelas y podredumbre del sistema de justicia mexicano al condenar a un inocente a 20 años de prisión por un crimen que no cometió, el proceso de expulsión contra el senador panista Javier Castelo Parada, refleja en toda su expresión la intolerancia, incongruencia, autoritarismo y el sometimiento a la línea oficial de la dirigencia estatal panista.

En Sonora, también tenemos representado en Javier Castelo Parada, a otra de las víctimas de los excesos del poder.
Al senador panista, le abrieron proceso para expulsarlo del partido no los panistas que contribuyeron junto con sus antepasados a la creación y consolidación del PAN en la entidad que fructificó al lograr la gubernatura, sino los arribistas neopanistas, corruptos y pragmáticos ambiciosos del “Nuevo Sonora”.

Al igual que al ex dirigente nacional Manuel Espino Barrientos, en el PAN no le abrieron proceso de expulsión al senador panista sonorense por enriquecimiento ilícito o algún acto de corrupción, sino por hacer señalamientos de corruptelas en contra del gobierno estatal sonorense, especificamente en el polémico proyecto de construcción del acueducto de El Novillo.

El panista denunció en el diario “Milenio” del DF que se otorgó la obra del acueducto a una empresa que cotizó 550 millones más caro que la que quedó en segundo lugar, sumado a que la empresa “ganadora” no cuenta con experiencia en construcción de acueductos, requisito que se estableció en la misma licitación.


Al legislador federal cajemense, lo quieren expulsar por ejercer su derecho a la libertad de expresión, quedando el respeto a la dignidad de las personas como letra muerta en su doctrina.
En lugar de aceptar sus señalamientos, y abrir una investigación para aclarar las dudas que existen en el proceso de licitación del acueducto, al denunciante lo someten a linchamiento mediático y quieren despojarlo de sus derechos políticos como militante.
Sigue leyendo Corrupción impera en el programa Sonora Si

Violenta agresión de la Policia Estatal de Sonora a Julián Ortega reportero gráfico de El Imparcial

Como un Insulto más a la libertad de expresión, por parte del Gobierno de Guillermo Pádres, en Sonora policías golpean a Julián Ortega reportero gráfico de El Imparcial.

Sin lugar a dudas este es uno de los Gobernadores más intolerantes a la Prensa, de los últimos 50 años en Sonora. No es posible que tenga a gente como esta, atentando contra la libertad de expresión.